Llamada A La Accion Contra La Omc

Via Campesina llama a la accion contra la OMC

La OMC esta imponiendo una nueva ronda de negociaciones en contra de la voluntad de la mayoria de sus gobiernos miembros y de las organizaciones sociales. La Via Campesina condena fuertemente la direccion que esta tomando la OMC bajo los intereses de los Estados Unidos, la Union Europa y algunos paises desarrollados. El ante proyecto para la declaracion final que circuló el sabado 27 de octubre 2001 en Ginebra es una bofetada en la cara a nuestros movimientos y confirma una vez más que esta institucion no tiene ningun respeto hacia los problemas por los que atraviezan nuestras sociedades. Sin decirlo expresamente, los Estados Unidos, la Union Europea y algunos paises, junto con el secretariado de la OMC, estan forzando a los 142 paises a una nueva ronda Ronda de Negociaciones sin tomar en cuenta las preocupaciones y posicionamientos de la mayoria de estas organizaciones ni de los movimientos sociales. Buscan imponer un “consenso” que no existe y que directamente va en contra de los intereses de la mayoria de los paises.

La OMC muestra otra vez su esencia antidemocrática como organismo internacional, ignorando los valores y los intereses de la gran mayoria de la poblacion mundial. Desconoce las propuestas alternativas de las organizaciones de productores sobre la producción agrícola para neutralizar la demanda de FUERA LA OMC DE LA AGRICULTURA. La Vía Campesina publicará junto con otras organizaciones, propuestas y estrategias de trabajo encaminadas a impedir una nueva ronda de negociaciones de la O.M.C.

En mas de 25 paises se estan preparando multiples acciones para demostrar que rechazamos estas politicas neo-liberales. La Via campesina esta participando en la coalicion “Nuestro mundo no esta en venta” y esta movilizandose con un gran numero de movimientos de los diferentes sectores y movimientos sociales
La Via Campesina llama a la accion para los dias 9+10 de noviembre!

No a una nueva Ronda, la OMC fuera de la agricultura Para la soberania alimentaria de los pueblos

Este artículo está disponible en