Honduras: “Ni militarización, ni asesinadas, ni con hambre, ni expulsadas del país”

Posicionamiento 25 de Noviembre – Jornada Mundial por la Eliminación de la violencia contra las Mujeres.

Hoy recordamos a las hermanas Mirabal (Patria, Minerva y María Teresa) asesinadas en República Dominicana y que en su honor las Naciones Unidas declararon este día para conmemorar la no violencia contra las mujeres, igual recordamos a Berta Cáceres, Margarita Murillo asesinadas por su lucha, y muchas otras víctimas más de femicidio en nuestra matria y por las que aún se clama justicia para que los responsables de esos crímenes atroces sean castigados.

En los últimos seis años (2013-2018) 2870 mujeres han sido asesinadas, siendo el 2013 el de más alta incidencia con 636 crímenes, solo de enero a la fecha más de 325 muertes violentas de mujeres y femicidios se han cometido. El promedio anual de femicidios es alrededor de 478 y la impunidad en los crímenes es más del 90%.

La violencia doméstica mantiene un promedio anual de 19,000 casos en los últimos tres años y más del 60% no son resueltos; la violencia sexual reporta un promedio anual de más de 2,800 casos y aún sigue prohibida la Píldora de Anticoncepción de Emergencia PAE y el aborto está absolutamente penalizado en una negación abierta de los derechos de las mujeres hondureñas.

Mientras se incrementa el presupuesto militar, las asignaciones para la mujer representan únicamente el 0.19% del presupuesto de la república. DENUNCIAMOS que seguimos sin la cobertura necesaria de los juzgados especializados en violencia doméstica, y de las unidades especializadas de investigación de muertes violentas de mujeres y femicidios tanto en la Dirección de Policía de Investigación (DPI) y la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC). Así mismo DENUNCIAMOS el bajo presupuesto para la institucionalidad que atiende la violencia contra las mujeres y el femicidio.

DENUNCIAMOS el desaparecimiento de las Consejerías de Familia, las cuales deberían haberse fortalecido, dado que son el espacio encargado de levantar la autoestima para las mujeres sobrevivientes de violencia y donde se trabaja con los hombres agresores para el cumplimiento de las medidas dictadas por los juzgados.

Si bien reconocemos el avance en la creación de la Comisión Interinstitucional de Seguimiento a las Muertes Violentas de Mujeres y Femicidios, DENUNCIAMOS que a más de un año de creada las acciones han sido limitadas y no se logra tomar medidas contundentes para detener el femicidio en el país, donde el Fiscal General del Estado le ha dado poca o ninguna importancia a tal grado que no se ha hecho presente en ninguna de las reuniones del comisión, por más que las organizaciones de mujeres lo han peticionado.

DENUNCIAMOS las acciones del gobierno al otorgar 4mil millones de lempiras a la institución militar supuestamente para reactivar el agro, cuando esto está fuera de las funciones de las FFAA, debiendo estos recursos ser asignados a las instituciones que para este efecto fueron creadas como son el Instituto Nacional Agrario (INA) y la Secretaria de Agricultura y Ganadería (SAG).

Hoy DENUNCIAMOS que la feminización de la pobreza, el desempleo, el despojo de los bienes comunes, la violencia y un gobierno dictatorial están expulsando a las mujeres y niñas de nuestro país, obligándolas a enfrentar el continuum de la violencia en la ruta migratoria, donde un promedio de alrededor de 200 mujeres y niñas salen a diario. Repudiamos las políticas migratorias deshumanizantes implementadas por los diferentes países de la ruta migratoria y de EEUU que son estigmatizantes, criminalizadoras y xenofóbicas, las cuales han provocado que entre 2014 a mayo de 2019 más de 65800 mujeres y niñas hayan sido retornadas (cifras del OMIH).

HOY decimos que no daremos tregua y que seguiremos luchando por una vida libre de violencia contra las mujeres y las niñas en nuestro país y en el mundo.  

Por tanto, en este día en contra de la violencia hacia las mujeres, exigimos:

  • Al Fiscal General del Estado la investigación efectiva de todas las muertes violentas de mujeres y femicidios, reduciendo el grado de impunidad con que se cometen estos atroces crímenes. Además, el cese de la persecución contra la Dra. Julissa Villanueva, quien por poner al descubierto la no investigación efectiva de los crímenes contra las mujeres ha sido despedida de medicina forense.
  • Al Poder Judicial La ampliación de los Juzgados Especializados en Violencia Doméstica en el país y resolver el 100% de los casos de violencia doméstica, mejorando la atención para las sobrevivientes de esta problemática.
  • A los países como Guatemala, México y Estado Unidos la implementación de políticas migratorias respetuosas de los derechos humanos y de los derechos de las mujeres y las niñas. 
  • Al Gobierno de Honduras implementar políticas públicas para atender las causas de la migración forzada en el país.
  • El respeto a los derechos de las mujeres y las niñas y la implementación de políticas, protocolos y legislaciones para erradicar la violencia contra las mujeres y las niñas en el país.
  • La ratificación de los convenios 189 de la OIT de las trabajadoras domésticas y la aprobación de un marco legal que las proteja, de igual forma la ratificación del protocolo facultativo de la CEDAW.
  • Revertir la medida que entregan 4mil millones de lempiras a los militares para el agro, realizando las acciones correspondientes para asignar estos recursos a las instituciones que corresponde y la implementación de una reforma agraria integral con enfoque de género.
  • Las mujeres del área rural exigen a este Gobierno implemente el Programa de Credito Solidario para las mujeres rurales (CREDIMUJER) que hace dos años se le asignaron los recursos.

Tegucigalpa, M.D.C., 25 de noviembre de 2019.

¡NOS QUEREMOS VIVAS!

¡NO MÁS VIOLENCIA CONTRA LAS MUJERES!

Organizaciones integrantes: La Vía Campesina, Centro de Derechos de Mujeres CDM, Centro de Estudios de la Mujer Honduras CEM-H, Centro de Acción para el Desarrollo de Honduras CESADEH, CLADEM, COHVISOL, CODIMCA, CONAMUCOPHN, Red de Mujeres de la Colonia Cruz Roja, Ramón Amaya Amador, Cantarranas, Ojojona, Santa Ana, M.D.C., Intibucá, Mesoamericanas en Resistencia por Una Vida Digna, Red de Trabajadoras Domésticas, Red de Trabajadoras Sexuales,  Red Nacional de Defensoras, JASS, Fundación Simiente, Alternativas y Oportunidades AYO, Ecuménicas Por el Derecho a Decidir, CPTR.

Este artículo está disponible en