San Antonio, Texas: Migrantes Unidos Sin Fronteras

Declaración final

{multithumb} Image

 Los inmigrantes, mujeres, hombres, jóvenes, Pueblos Indígenas, organizaciones sociales,  sindicales, defensores de los derechos humanos, campesin@s y trabajador@s de los Estados Unidos, México, Centro América, Sur América, el Caribe y del resto del mundo nos hemos unido en la ciudad de San Antonio, Texas para reafirmar nuestra voluntad de acabar con las fronteras y demandar que se nos respeten nuestros derechos humanos como inmigrantes y trabajadore@s que somos. Formamos y representamos la lucha en defensa de los derechos humanos y la esperanza para lograr una reforma migratoria mas justa que nos asegura nuestros plenos derechos, la reunificación de familias y un paro a las leyes racistas que discriminan contra los inmigrantes y la gente pobre del mundo.  Es parte de un movimiento de justicia social que esta denunciando la política neoliberal del Presidente George W. Bush y su Partido Político de los Republicanos y algunos representantes de los Demócratas.  La política neoliberal de George W. Bush es la nueva forma de colonización, explotación e imperialismo. Somos ciudadanas y ciudadanos del planeta y como tales, portadores y portadoras de un conjunto de derechos económicos, sociales, políticos, culturales y ambientales exigibles a todas las autoridades, independientemente de nuestra edad, sexo, clase social, raza y condición migratoria.

Desde San Antonio, TX, hacemos una llamada a la atención de la opinión publica sobre toda una serie de abusos de derechos humanos, muertes, deportaciones, redadas y amenazas contra todo los 12 millones de  inmigrantes indocumentados viviendo en los Estados Unidos:

•    Denunciamos las Leyes Racistas de Inmigración que nos identifican como ilegales, criminales y terroristas.

•    Denunciamos las deportaciones y redadas que dividen a nuestras familias y nos tratan como si fuéramos criminales o animales.

•    Denunciamos los Campamentos de Prisión como el Don Hutto en Taylor, Texas para los niños y niñas de padres y madres deportados o detenidos.

•    Denunciamos la construcción y extensión del Muro por parte del gobierno de George W. Bush. Los muros son símbolos de la dominación: son proyectos para dividir y aislar los pueblos explotados de los recursos de sobre vivencia y expulsados de su tierra por la propia acción del capitalismo.

•    Denunciamos la militarización de la frontera Estados Unidos/México como un hecho autoritario, racista que criminaliza a los inmigrantes, los lleva a la muerte, provoca divisiones y violencia entre las comunidades fronterizas.

•    Denunciamos las acciones de las empresas trasnacionales de los agros negocios y las maquiladoras que explotan los Obrer@s sin derechos de que se organicen para proteger sus derechos laborales.

•    Denunciamos las múltiples formas de explotación a que son sometidos miles de trabajadores en ambos lados de la frontera, por parte de las empresas, de las autoridades y de los sindicatos antidemocráticos que no defienden sus derechos.

•    Denunciamos el clasismo y el racismo presente en la reacción tardía, tímida, limitada y mezquina de las autoridades de los Estados Unidos al no atender debidamente a las familias y personas damnificadas por el Huracán Katrina en la zona de Nueva Orleáns, Luisiana y la región del Golfo de México.

Las propuestas y compromisos inmediatos que asumimos como representantes de los Movimientos por la Justicia Social y como Inmigrantes Unidos Sin Fronteras aquí en La Plaza del Zacate en San Antonio, Tejas y que nos comprometemos a llevar adelante para construir otro mundo posible sin fronteras son:

1)    Nos comprometemos a impulsar leyes que reconozcan plenos derechos para todos l@s inmigrantes, servicios sociales, amnistía, y una reforma migratoria integral.

2)    Rechazamos la militarización de la frontera, la guerra de baja intensidad, la acción de los caza inmigrantes, las deportaciones, las redadas y los centros de detención de inmigrantes, así como la alta tecnología para la vigilancia en la frontera.  Repudiamos también las leyes represivas como la HR 4437 y la criminalizacion de inmigrantes.

3)    Exigimos a los gobiernos de México y de los Estados Unidos se haga justicia a todas las personas que participaron en el Programa Bracero, sin burocratismos, con sensibilidad y un amplio sentido de equidad, en reconocimiento justo del inmenso aporte que realizaron a la economía de los dos países.

4)    Nos comprometemos organizar una gran movilización y un paro nacional en apoyo a los derechos de inmigrantes y los trabajador@s el jueves, Primero de Mayo 2008.

5)    Apoyamos el esfuerzo de las y los jóvenes para darse sus propias formas de expresión y nos comprometemos a estar a su servicio en las iniciativas de educación, formación y de crear organizaciones.

6)     Nos comprometemos a trabajar para que la sociedad civil asuma la lucha por la soberanía alimentaría, como lo plantea la Vía Campesina,  como el fundamento de la soberanía y libertades nacionales, así como de la vida digna para las y los agricultores familiares. Participaremos en la lucha de las y los campesinos mexicanos para que se revise el Tratado de Libre Comercio de Norte América (TLCAN) en materia agropecuaria que ponen en peligro nuestra soberanía, nuestra salud y nuestro patrimonio de recursos naturales.

7)     Nos comprometemos con los Pueblos Indígenas de la región a luchar con ellos para prevenir discriminaciones, para confrontar el racismo, la colonización y la falta de respeto a sus sociedades. Con ellos lucharemos para recuperar su soberanía,  para restablecer su organización económica como alternativa al capitalismo, para recuperar su identidad y restablecer sus comunidades.

8)    Nos comprometimos estar en solidaridad con las familias que sobrevivieron los impactos del Huracán Katrina en la región del Golfo de Mexico.

Por este camino de compromisos, por esta vía de acciones colectivas y efectivas pactadas desde aquí, cerramos hoy la asamblea de los pueblos en este Primero de Mayo del 2007. Pero al mismo tiempo abrimos muchos procesos de participación, de comunicación, de movilización y de lucha. Vamos a converger las acciones y los movimientos de todos los foros nacionales, regionales y continentales que forman esta maravillosa realidad humana, rica, diversa, creativa y plural que representa la gente del pueblo entero. Con todo lo que hacemos, con todo lo que somos, con todo lo que soñamos, tenemos la seguridad y la fe de construir un mundo mejor para todos y todas las razas humanas.

Otro Mundo Es Posible
Sin Fronteras

San Antonio, Tejas
1º de Mayo, 2007
 
Southwest Workers Union
Inmigrantes Unidos Sin Fonteras
www.swunion.org
www.myspace.com/swuylo

Este artículo está disponible en