La CLOC – Via Campesina adhiere y se solidariza con el justo reclamo por la injusta condena al dirigente campesino Rubén Villalba

Desde la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo, CLOC – Via Campesina rechazamos la condena contra Rubén Villaba y exigimos su urgente libertad como así también el cese de la criminalización de la lucha campesina.

No podemos seguir permitiendo los atropellos y arremetidas del capital y las trasnacionales y de quienes defienden sus intereses como en este caso jueces, terratenientes, asistentes fiscales y policías que amparados por un estado injusto, impulsado hace años por un gobierno que provocó la Masacre de Curuguaty para tomar el poder y que le da la espalda al pueblo paraguayo, no dándole cabida a los derechos y garantías que por Constitucion tiene.

El campesinado paraguayo viene sufriendo la impunidad y la injusticia de un gobierno que no solo no reconoce la lucha organizada sino que la criminaliza, la persigue y la castiga. El último caso de atropello fue el proceso del Juicio Oral de los días 11 y 12 de febrero de este año, donde se condenó a Rubén Villalba a 7 años de prisión.

En el proceso, el tribunal aceptó la inclusión de pruebas que no fueron presentadas en la audiencia preliminar, que es la instancia en la que se impugnan o se aceptan medios probatorios tras la presentación de los elementos de cargo y descargo. Se trata del testimonio de propietarios, asistentes fiscales y policías que aseguran que Villalba estuvo presente en el lugar y en el momento en que supuestamente se efectuaron disparos.

Una prueba más de que el poder judicial se suma a los intereses del capital trasnacional del agronegocio, que quiere un campo que exporte sus productos comodities, un campo que le de rentabilidad a costa del bienestar y la salud de los pobladores, un campo sin campesinos

Contra el capitalismo, por la Soberanía de nuestros pueblos, América unida sigue en lucha!

Este artículo está disponible en