| | | | | | | | | |

2023 | Boletín de noticias de julio: Lo más destacado de las organizaciones miembros de La Via Campesina de todo el mundo

Julio representa para La Vía Campesina un mes con una suma de movilizaciones globales por la defensa de los derechos campesinos y una clara denuncia a los sistemas alimentarios corporativos y los Tratados de Libre Comercio que los facilitan. También ha sido un mes de mucho intercambio y formación, enfocado en la preparación hacia la VIII Conferencia Internacional y en promover la Agroecología Campesina.


Este mes, La Vía Campesina y sus miembros se unieron a las movilizaciones globales para denunciar que la Cumbre de la ONU sobre Sistemas Alimentarios+2, realizada en Roma el 25 y 26 de julio, impulsa aún más los sistemas alimentarios industriales y corporativos. «En estos tiempos de hambre creciente y crisis múltiples, es más urgente que nunca que los gobiernos y la ONU nos escuchen» comentó una lideresa de LVC, quién también llamó a cambiar el rumbo de estas políticas internacionales a favor de la Soberanía Alimentaria, los derechos humanos y la Agroecología Campesina. La región del sur y sudeste de Asia también se sumó a estas acciones masivas, organizando un encuentro virtual denominado «Levante contra los sistemas alimentarios corporativos.» donde participaron líderes campesinxs de Sri Lanka, Pakistán e Indonesia.

También desde Estados Unidos, la Coalición Nacional de Familias Campesinas se unió a las movilizaciones lanzando un duro comunicado contra el poder corporativo que su país tiene a nivel global y también demandando la atención y reconocimiento de la agricultura campesina y la existencia de millones de campesinxs en EEUU. Así mismo, preocupada por el acuerdo Unión Europea – MERCOSUR y la Cumbre de Sistemas Alimentarios de la ONU, una gran delegación de CNA de Portugal y el MST de Brasil se reunió en Coimbra para fortalecer su relación y promover la agricultura campesina. Abordaron la crisis de precios y acceso a la tierra, denunciando la criminalización del campesinado y enfatizando la lucha por la implementación de la UNDROP y la Soberanía Alimentaria. Esta acción representa los primeros pasos de compromiso que asumen los miembros de la Coordinadora Europea de La Vía Campesina para unirse a las acciones contra los acuerdos comerciales (y de inversión) UE-Mercosur, UE-México y UE-Chile.

Muchas manifestaciones también se sintieron fuertes alrededor del continente asiático. En Seúl, la Liga Campesina Coreana se unió a cientos de trabajadores en una manifestación pública contra otra represión estatal de los sindicatos y las organizaciones campesinas. Las organizaciones campesinas del país, incluida la KPL, llevan mucho tiempo protestando contra el aumento del coste de los fertilizantes y los piensos, mientras el precio de sus cosechas sigue bajando. La Liga Campesina Coreana ha culpado a la decisión de importar arroz como una de las principales razones del desplome de los precios en los mercados locales.

Al mismo tiempo, en Tailandia, la Asamblea de los Pobres celebró una manifestación contra la construcción de la presa de Tha Sae, en la provincia de Champon. Cerca de 700 hogares agrícolas se verán afectados. La Asamblea de los Pobres ha insistido en que lo que se necesita para resolver la crisis del agua es una mejor gestión del agua, no grandes presas.

Desde el lado de las Américas, las movilizaciones por defender los derechos campesinos también continuaron. En Perú, las organizaciones nacionales Confederación Campesina del Perú – CCP, FENMUCARINAP y Confederación Nacional Agraria – CNA se sumaron a las movilizaciones nacionales denominada Tercera Toma de Lima para denunciar el asesinato de más de 60 personas, principalmente campesinas e indígenas, quienes a  inicios de este año protestaron contra la imposición del gobierno de Dina Boluarte. Hasta el momento, las movilizaciones continúan en todo el país exigiendo la renuncia de la actual mandataria.

Así mismo, en Guatemala, el Comité de Unidad Campesina – CUC, denunció en una conferencia de prensa los constantes desalojos judiciales y extra judiciales que están experimentando familias de varias comunidades campesinas del país. Lxs representantes de la organización reclamaron al gobierno un rápido actuar para proteger la vida y la producción campesina, pues esta situación está generando desplazamientos forzosos, además de graves violaciones de Derechos Humanos. 

En Chile, en la región de Ñuble, con motivo del Día del Campesino y la Campesina, la Confederación Ranquil organizó un conversatorio sobre Unidad Popular y el campo chileno. Dentro del movimiento, la formación sigue siendo un ejercicio constante.

La Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo CLOC – La Vía Campesina, inició un proceso interno de formación para preparar a sus miembros hacia la VIII Conferencia del movimiento. Esta importante reunión se realizará en diciembre próximo en Colombia. En El Salvador, la Federación de Cooperativas de la Reforma Agraria de la Región Central – FECORASEN, intensificó su trabajo en el desarrollo de Círculos Juveniles con el objetivo de fortalecer las capacidades de juventudes campesinas e indígenas.

En Alemania, la organización campesina ABL instó al Ministro de Agricultura y al Ministerio de Vida de su país, a rechazar urgentemente la propuesta de Ley sobre ingeniería genética de Comisión de la Unión Europea. Dicha propuesta busca suavizar las normas para la ingeniería genética antigua y nueva, lo que sería una desregulación de normas vigentes y se pondría en riesgo la agricultura y producción de alimentos libres de transgénicos. El campesinado alemán ha mostrado su preocupación por la influencia de su gobierno en las políticas de la Unión Europea. 

La región arábica del norte de África – ARNA, emitió un informe exponiendo la urgente situación en Sudán. Desde hace cuatro meses, el pueblo está sumido en enfrentamientos entre el ejército y las fuerzas de apoyo rápido. Los campesinxs temen que esto amenace la producción de alimentos y agrave la pobreza y el hambre el país. También han alertado la grave crisis financiera que están asumiendo a causa del conflicto, faltan préstamos bancarios y los insumos esenciales como los fertilizantes, las semillas y el combustible tienen precios altos. Las consecuencias de la guerra también ha afectado en las importaciones de alimentos y materias primas y se está bloqueando la ayuda exterior que pueden recibir agricultores y poblaciones vulnerabes del país. 

En Palestina, en lo que va el 2023, una vasta extensión de tierra de 44.595 dunams, equivalente a 2.380 km2 de Cisjordania, fue confiscada bajo medidas de colonialismo de Israel. Esta incautación también dio lugar a la tala y el desarraigo de 2.961 árboles, causando importantes daños al medio ambiente y a los medios de subsistencia de los palestinos. Asimismo, la gobernación de Naplusa registró un total de 470 ataques de colonos, según datos de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), y otros asaltos incluyen 576 ataques a propiedades, 287 a ciudadanos, 140 a cultivos agrícolas y otros 116 ataques dirigidos a mantener el control sobre tierras palestinas. La persistencia de estos asaltos suscita gran preocupación por los derechos y la seguridad de lxs palestinxs, y se exige una resolución justa y duradera que ponga fin a estas violaciones.

En Marruecos, lxs trabajadorxs de la cooperativa agrícola COPAG de Rabat se movilizaron para defender sus derechos apoyados por nuestra organización miembro, la FNSA, y la Unión Marroquí del Trabajo. Juntxs organizaron protestas para denunciar los ataques a su actividad sindical, exigir el fin de los traslados arbitrarios, mejorar sus condiciones de trabajo y obtener una vida digna. Exigen que se respete su derecho a sindicalizarse y tienen voluntan en hacerlo constructiva y pacificamente. Su lucha va más allá del COPAG y simboliza la esperanza de un cambio a beneficio de la clase trabajadora del país. Lxs trabajadores necesitan vivir dignamente como trabajadorxs y militantes sindicales.En este mes, también tuvieron lugar varias actividades conmemorativas de las luchas campesinas.

En Haití, la organización Tèt Kole Ti Peyizan Ayisyen conmemoró 36 años de la masacre que le quitó la vida a 139 campesinxs, quienes en aquel momento eran parte de las movilizaciones contra el régimen de Henry Nanphy y la oligarquía del país. Estos asesinatos marcaron un hito importante dentro de las luchas campesinas por la reforma agraria y contra la explotación que sufría el campesinado en las plantaciones, en su mayoría extranjeras.  Un precedente doloroso pero reivindicativo que forma parte de la lucha anticolonial del pueblo haitiano.

En Indonesia, el Serikat Petani Indonesia – SPI – celebró este mes su 25 aniversario con foros y seminarios públicos. El sindicato también invitó al Ministro de Cooperativas y Pequeñas y Medianas Empresas a una cosecha en la que los miembros de SPI cultivan arroz con métodos agroecológicos.

Por su parte, la Federación de Trabajadores Agrícolas de Bangladesh (BAFLF) ha organizado a campesinxs y jornalerxs agrícolas en Gazipur y sus alrededores para exigir mejores salarios y la regularización de quienes trabajan como jornalerxs contratadxs en granjas de investigación gestionadas por el gobierno, como la Corporación de Desarrollo Agrícola de Bangladesh, el Instituto del Arroz de Bangladesh, el Instituto de Investigación del Yute y el Instituto de Investigación del Trigo y el Maíz.

En Mali, una delegación de mujeres de la Coordinadora de Oganizaciones Campesinas (CNOP Mali) participó en el Foro «Mujeres, economía y resistencia», exponiendo la variedad de productos lácteos, frutos, semillas en estados naturales y procesados, que ellas mismas producen. La organización campesina valoró este tipo de actividades como necesarias para dar a conocer el enorme aporte que África Occidental hace a la Soberanía Alimentaria del mundo. 

En Senegal, el Consejo Nacional de Concertación de la Cooperación Rural (CNRC), trabajó con organizaciones de la sociedad civil en el avance de estatutos y reconocimiento de las profesiones agrícolas. También debatió sobre los derechos de la protección social de quienes se dedican al trabajo rural o forman parte de la agricultura familiar, una suma de actualizaciones y desafíos con las leyes vigentes del país.

La Landworkers Alliance -una alianza de agricultores, silvicultores y trabajadores rurales del Reino Unido- lanzó el libro, «With the Land» (Con la tierra), con motivo de su 10º aniversario. El libro explora lo que significa trabajar con la tierra y celebra lo que puede lograrse mediante la acción colectiva. A principios de este mes, la organización también publicó el informe, «Deuda, migración y explotación«, que expone razones sistémicos de la explotación de personas migrantes en el país, como es el caso de lxs recolectorxs, temporerxs de frutas y hortalizas.Finalmente, la Agroecología Campesina sigue siendo la esperanza campesina en varias partes del mundo.

En Tanzania, la organización MVIWATA, con motivo de las próximas celebraciones por el Día Nacional de lxs Campesinxs, invitó al público en general a ser parte de las actividades de aprendizaje e intercambio sobre Agroecología, además de promover el comercio de miel, arroz, semillas criollas, zumos, frutos y verduras productos agroecológicas que ellxs mismos producen.


Si hay alguna actualización importante que hayamos omitido, envía los enlaces a communications@viacampesina.org para que podamos incluirlos en la próxima edición. Solo incluimos actualizaciones de los miembros de La Vía Campesina. Para obtener una actualización completa sobre diversas iniciativas de julio 2023, visita nuestro sitio web. También puedes encontrar las ediciones anteriores de nuestro resumen de noticias en nuestro sitio web. Además, pronto estará disponible una versión abreviada de nuestro resumen de noticias en formato de podcast en Spotify.