Plan Lácteo Europeo: Una simple gota de agua para apagar un gran incendio

“Nadie, ni siquiera la Comisión ni los ministros, es capaz de vaticinar si las medidas tendrán efecto alguno en cuanto a un posible saneamiento del mercado y a un aumento de los precios de la leche”.

El pasado lunes 7 de septiembre, la Coordinación Europea Vía Campesina (ECVC) llevó a cabo una manifestación en Bruselas junto con la Junta Europea de la Leche (European Milk Board o EMB) con el propósito de pedir la aplicación de medidas de control de los volúmenes de producción, que son las únicas capaces de establecer un precio justo para la leche. Acudieron miles de productores, muchos de los cuales eran jóvenes productores, con el fin de exigir que los 28 ministros de agricultura de la Unión Europea, reunidos en una sesión extraordinaria del Consejo, adopten medidas reales para superar el marasmo en el cual se encuentran atascados a causa de la liberalización del sector lechero cuando el mercado internacional se satura.

ECVC se reunió con el ministro luxemburgués Fernand Etgen, que preside el Consejo de Agricultura y Pesca, el cual congrega a los Ministros de todos los Estados miembros de la UE. Los delegados de los campesinos señalaron la necesidad de adoptar medidas reales que permitan superar esta crisis estructural que tiene el poder de arrasar con miles de productores en los próximos meses. El pasado martes, ECVC también se reunió con el gabinete del Comisario de Agricultura europeo, Phil Hogan. 

Dada la gravedad de la situación, las medidas anunciadas, a saber la concesión de ayudas directas, ayudas al aumento de la capacidad de almacenamiento privado y promoción de exportaciones de productos lácteos, resultan irrisorias, incluso con un tinte de cinismo, al tratarse del abastecimiento de leche para los migrantes.

¿Acaso se busca con esto “esperar a ver qué pasa”? ¿Acaso se trata de esperar a que los productores abandonen la producción de lácteos para que otros cosechen los beneficios en tiempos mejores, antes de la próxima crisis de este ciclo sin fin?

La reglamentación pública se le propuso a una Comisión que le tiene una fe ciega en la “orientación al mercado” y que hace la vista gorda frente a los hombres y a las mujeres a quienes el sistema saca por la fuerza, y frente a los consumidores europeos cuyas expectativas no se tienen nunca en cuenta. Y sin embargo estamos ante una solución económica y con sentido común que consiste en la aplicación de reducciones de los volúmenes de producción, de acuerdo con los mecanismos pactados entre países y productores, a fin de restablecer el equilibrio del mercado.

La Coordinación Europea Vía Campesina hace un llamamiento a sus miembros para que se unan a la movilización, que tiene por objetivo la implantación de soluciones reales para una producción sostenible.

Portavoces sobre este tema:

José Miguel Pacheco, Comité de Coordinación de ECVC +351968721995 (PT-ES)

Geneviève Savigny, Comité de Coordinación de ECVC +33625551687 (FR-EN)

Andoni García, COAG (ES) +346 36451569

Nicola Filippini, ARI (IT) +39 3386806211

Ottmar Ilchmann, AbL (DE) +4917645000760

Encargada de prensa de la oficina de ECVC en Bruselas:

Marzia Rezzin: +32 2 2173112; +32473300156

 

Este artículo está disponible en