Mujeres

Comunicado de las mujeres de la Coordinadora Europea Via Campesina en el 8 de Marzo de 2014

(Evenstad, 6 de Marzo de 2014) En este 2014, declarado año de la agricultura familiar por la ONU, las mujeres de las organizaciones miembros de la Coordinadora Europea Vía Campesina reunidas en Evenstad (Noruega), en el Día Internacional de las Mujeres, queremos manifestar nuestro firme compromiso con el Derecho a una Alimentación sana, suficiente y de calidad para toda la ciudadanía, en el marco de un modelo de produción y distribución agroecológico y social.

Queremos que se garantice el derecho de las campesinas a la participación en igualdad dentro de este modelo, a nuestro reconocimiento legal como productoras de alimentos, el acceso a la tierra, a las semillas y demás recursos.

Miles de campesinas en toda Europa y a escala mundial trabajamos en proyectos de agricultura a pequeña escala que constituyen la base de sistemas alimentarios ricos y diversos, somos guardianas históricas de conocimientos y biodiversidad, y aseguramos la conservación del territorio y de un medio rural vivo.

 

Condenamos así mismo las agresiones a las comunidades rurales y, en particular, a las mujeres de las políticas neoliberales que emanan de la Organización Mundial del Comercio, del Fondo Monetario Internacional, del Banco Mundial, losTratados de Libre Comercio, como el que se está negociando en estos momentos con Estados Unidos, siendo la causa de migraciones forzosas e incluso de numerosas muertes de seres humanos, que intentan escapar de estas situaciones de pobreza.

Otro modelo de produción de alimentos en el Marco de la Soberanía Alimentaria es imprescindible para una transformación social radical, en un proceso en el que valores como la igualdad y los derechos humanos prevalezcan sobre los intereses del capital, y las políticas capitalistas y patriarcales. 

Una Europa más igualitaria, más justa, sólo se podrá conseguir si las mujeres están presentes en los espacios de toma de decisión.

Queremos manifestar igualmente nuestro rechazo a todo tipo de políticas discriminatorias, y, de modo especial, deseamos expresar nuestro apoyo a las mujeres que en diferentes países europeos se están mobilizando en defensa de los derechos sexuales y reproductivos y, en definitiva, para que las mujeres tengamos derecho a decidir sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas.

Este 8 de marzo defendamos en la calle nuestros derechos como mujeres y como campesinas

Información adicional