Derechos humanos

Por tercer año consecutivo, Brasil encabeza ranking mundial de asesinatos de líderes sociales y ambientales

Con 477 casos de muertes violentas durante los últimos 13 años, Brasil sigue siendo el lugar más peligroso en el mundo para ser activista. La violencia hacia los trabajadores rurales y líderes sociales es tema central del IV Congreso Nacional de campesinos que hasta el viernes tiene lugar en la ciudad de Porto Velho (RO).

El encuentro transcurre en el marco de las celebraciones por los 40 años de la Comisión Pastoral de Tierra (CPT), organización galardonada con el “Premio Nobel Alternativo” y que lleva adelante los registros de la violencia en el campo de Brasil. Entre 2002 y 2014 se contabilizaron 477 asesinatos de líderes ambientales y sociales en Brasil, reporta Global Witness. Según la organización internacional, a excepción del año 2011-en el que Honduras registra con 36 casos la mayor cantidad de muertes violentas de activistas- Brasil se mantiene en lo más alto del ranking desde el año 2002.

Datos locales aportados por la Comisión Pastoral de Tierra informan que los asesinatos fueron 36 durante 2014 y que en los últimos 10 años (2005-2014),los conflictos por la tierra dejaron un saldo de 328 asesinatos.

En este contexto, organizaciones campesinas de todo el paísparticipan del cuarto congreso nacional de la Comisión Pastoral de Tierra (CPT), que finaliza mañana en la Universidade Federal de Rondônia (UNIR), en Porto Velho (RO). Debaten acciones urgentes para hacer frente a la violencia contra los trabajadores rurales, causada por la creciente concentración de tierras en pocos propietarios y los agronegocios, doscaracterísticas de la realidad territorial brasileña.

El encuentro se enmarca en los 40 años de la CPT, organización que en 1991 fue galardonada con el Right Livelihood Award, también conocido como “Premio Nobel Alternativo”, por su sostenida campaña en favor de la justicia social y el respeto hacia los derechos humanos de los pequeños productores y los sin tierra de Brasil.

Al mismo tiempo, se celebran los 30 años del Informe Conflicto en el Campo, que anualmente documenta, contabiliza y sistematiza los casos de muertes, amenazas, desalojos y demás violencias cometidas contra los sectores rurales en Brasil.

En los últimos 30 años, la CPT registró 29.609 casos de conflictos que involucraron a 20.623.043 personas.Para el mismo período, 1985 a 2014, contabilizó 1723 homicidios. De los 1307 casos de conflictos en los que hubo asesinatos, fueron juzgados únicamente 108, condenados 86 autores materiales y apenas 28 autores intelectuales.

En homenaje a los caídos en la lucha, los participantes del congreso y la comunidad de Porto Velho participarán hoy de un acto de memoria en los márgenes del río Madeira.

Ante las cifrasque posicionan a Brasil como el país con la mayor cantidad de asesinatos de líderes ambientales y sociales en el mundo, en 2013 una misión de solidaridad compuesta por galardonados con el Right Livelihood Award llegó a Marabá (en el estado de Pará) donde exigió al gobierno brasileño el fin de la impunidad. AngieZelter, Raúl Montenegro y Marianne Andersson denunciaron allí la pasividad de los organismos gubernamentales y la acción criminal de empresas ganaderas, agrícolas, mineras y madereras.

Debido a las repetidas amenazas de muerte que pesan sobre laureados del Right Livelihood Award en distintas partes del mundo, la Fundación que otorga los galardones creó y sostiene un programa de protección que opera desde su sede en Estocomo, Suecia. En Brasil, numerosos integrantes de la CPT, el Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) y el obispo Erwin Kräutler –todos premiados con el “Nobel Alternativo”- han recibido reiteradas amenazas de muerte.

Más información:

Historia. LaCommissão Pastoral da Terra (CPT) fue fundada en 1975 para hacer frente a la violación de los derechos de pueblos indígenas y comunidades de la Amazonía, cuyos territorios estaban siendo invadidos. A través de incentivos fiscales, la dictadura militar que por entonces gobernaba el país estimulaba en la región el establecimiento de latifundios. Grandes empresas se consolidaron a través de la explotación laboral de miles de personas, sometidas a condiciones similares a la esclavitud. “Hoy en día la situación de muchos hombres y mujeres en el campo no es mejor que en ese momento”, sostienen desde la CPT.

Organización. Aunque la CPT nació como institución de la Iglesia Católica vinculada a la Conferencia Nacional de Obispos de Brasil, ha tenido siempre una base ecuménica y trabaja en estrecha colaboración con otras iglesias. Está organizada en una secretaría nacional, 21 delegaciones regionales y 96 equipos de base compuestos por aproximadamente 725 agentes. Más del 70% de ellos son voluntarios.

Congresos. El 4° Congreso Nacional de la CPT, en el que un millar de campesinos definen acciones frente a la política de agronegocios y concentración de tierras, transcurre hasta el 17 de julio en Amazonía, cuna de la organización. Los congresos anteriores se realizaron en BomJesus da Lapa, Bahía (2001); Goiás (2005) y Montes Claros, Minas Gerais (2010).

Información adicional